14

abr

2014

Cómo abusar del fútbol con fines políticos: Santos y Pékerman

Las encuestas van mal y la reelección no pinta como Juan Manuel Santos pensaba. Claro, hay cifras que defienden la gestión del presidente, así como hay muchísimas que la condenan -comenzando por los falsos positivos de cuando era MinDefensa de Uribe (yo no olvido)-, pero en general eso de caerse de una bicicleta, el episodio de la incontinencia y la desfachatez de las elecciones parlamentarias no le ayudan mucho en su campaña. ¿Qué hacer en la Unidad Nacional para solucionar esto? Pues acudir al fútbol, al circo nacional, a lo único que medio nos une, para ver si capta votos que hagan que valga la pena la inversión en botox.

Categoria
Gol Caracol

comentarios
0

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

31

ene

2014

A la sombra del Junior: el problema de ser el otro club de Barranquilla

La segunda fecha de la Liga Postobón llega con un hecho histórico que bien merece contar el cuento. Por primera vez desde 1998 habrá un derbi en Barranquilla gracias al ascenso de Uniautónoma. Sí, una de las ciudades más futboleras del país por fin vuelve a tener dos equipos en primera, algo que parece rarísimo pero que curiosamente no lo es: aunque  los más jóvenes no lo crean, Barranquilla es la ciudad con más equipos en la historia de Colombia, pero ninguno ha logrado vivir bajo la pesada sombra de ‘tu papá’, el Junior.

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
0

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

08

ene

2014

¿Está el fútbol listo para aceptar a sus gays?

“¡Qué pregunta estúpida!”, escribieron unos; “¡qué discriminadores!”, escribieron otros, “¡malditos homofóbicos!”, alcanzó a poner alguno… lo cierto es que en medio de este derroche de lo políticamente correcto, cuando Golcaracol.com publicó en sus redes sociales la noticia de que el exseleccionado alemán Thomas Hitzlperger se declaraba gay se vieron comentarios como estos (perdón por la ortografía, copio textual de los usuarios):

- “Si existiera Hitler lo mandaría matar 5 veces”

- “Otro maica mas en el futbol vamos a terminar es viendo voleibol con toda esta mano de roscones jajajajajjaja”

- “ñerda es caga! hjahhahaha”

- “Osea que a este maricon le toca en camerino separado por que como ara con toda esa mano de pollas al frente de los ojos de el apretara diente que mas”

- “Hitler debe estar que lo extrangula”

- “No entiendo siendo famoso q puedde comsrgui muchs mujeres ,se buelbe cueco lo matooo por cuecoo.,,,”

- “Jajajaj siopte hombre tan marika… De seguro no levantaba a quien levantar a monda.. Y se volvio marica pa que lo levanten a monda a él..”

- “deberian tener su propia liga!!”

-  ”Pa su mierda lokas hps….eso es un deporte de varones…nisiquiera el futbol femenino se ve agradable..q asco….y los mariks q se larguen a jugar TETO….q eso si les gusta..partida de plumeros…..”

Y hay más, muchísimos más (ver acá los comentarios), así que de frente, sin ser políticamente correctos, vuelvo a preguntar: ¿Está el fútbol listo para aceptar a sus gays?

En Colombia, sin duda, la respuesta es un no con mayúsculas lamentables. Ver nada más la reacción ante el matrimonio igualitario de muchos, encabezados por el Procurador General de la Nación, que debería ser el defensor de los derechos ciudadanos y terminó siendo un Inquisidor que hace que las historias de Torquemada sean cuentos infantiles, nos hace entender que este sigue siendo el país de la Regeneración en el que impera la moral católica, y no el de la Constitución del 91 en donde se trató de exaltar la diferencia, algo que aún no se ve en la tierra de los regionalismos obtusos y la discriminación racial latente y la cosificación de la mujer.

Claro, no pasa sólo acá. La declaración de Hitzlperger es noticia internacional precisamente por eso, porque resulta que para jugar al fútbol muchos creen que se necesita ser ‘machito’, cuando lo que de verdad importa es el talento y la disciplina y, que yo sepa, eso no tiene nada que ver con las preferencias sexuales de nadie.

Vale la pena recordar a Justin Fashanu, jugadorazo del poderoso Nothingham Forest de comienzos de los 80, que cometió el error de admitirle a su DT, el famoso Brian Clough, que era homosexual. A partir de ese momento su carrera entró en picada, el prejuicio lo excluyó del fútbol y terminó suicidándose.

Los argumentos de quienes están en contra de la presencia de homosexuales en el fútbol son básicamente los mismos de quienes se oponen al matrimonio gay: no es un ejemplo para los jóvenes, invita a la perversión, obstruiría la vida normal del equipo (o de la sociedad en el caso del matrimonio)… por supuesto, son argumentos basados en la ignorancia y el prejuicio, que es hijo de la primera.

Millor Fernandes, tal vez el caricaturista brasileño más importante de la historia pero ante todo un crítico político y un libre pensador, señaló alguna vez que “pornografía es todo aquello que excita a los moralistas”. Este tema es exactamente eso: los moralistas de mentes oscuras se imaginan que un gay en un camerino está pensando sólo en sexo con sus compañeros. Es como los pervertidos que creen que un ginecólogo vive excitado gracias a su trabajo.

El problema, por supuesto, no son los futbolistas gays. Es la sociedad que cree que por ser gay se es moralmente corrupto. Si este paradigma funcionara a la inversa, la gran mayoría de dirigentes del fútbol colombiano serían tremendas locas…

Lamentablemente, el entorno machista del fútbol no está listo para que sus jugadores, árbitros y técnicos gays salgan a la luz pública. Sólo cuando nos demos cuenta de que no importa si un futbolista es homosexual o no pues lo que importa es su calidad y profesionalismo, cuando entendamos que el término gay ni siquiera debería ser utilizado pues estas personas son tan seres humanos como cualquiera de los lectores de este blog, cuando dejemos de juzgar y discriminar, ahí estará lista la pelota para que se hable sin tabúes de este tema ya que, básicamente, no importará.

Ser gay no tiene nada que ver con ser bueno o malo en los deportes. El fallecido Emile Griffith es una leyenda del boxeo, campeón mundial en Welter y Medio, y era gay. Tumbó a Benny Briscoe, quien fuera rival de nuestro Rocky Valdés y fue famosa su pelea con el legendario Carlos Monzón. Sin embargo, se le recuerda especialmente porque en 1962, en su tercer combate con el entonces campeón del mundo Benny Paret, durante el pesaje el cubano le dijo a Griffith que le iba a ganar porque era simplemente “un maricón”. Griffith lo noqueó en el asalto 12 dejándolo inconsciente y Paret moriría en la clínica diez días después…

Ahí tienen a su “maricón”…

En Twitter: @PinoCalad

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
2

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

18

nov

2013

El fútbol del odio, ¿el país del odio?

Seis balines del tamaño de bolas de billar, seis armas que perfectamente pueden ser mortales porque, tal vez no lo saben los hampones que con camisetas de Nacional se los lanzaron al bus de Millonarios (en el que no sólo iban los jugadores y el cuerpo técnico sino la hija de Ganiza Ortiz), pero eso era lo que disparaban los cañones hace dos siglos. Claro, la fuerza de un brazo no es la misma de la pólvora, pero una bola de acero lanzada causa daños y los vidrios del vehículo destruidos lo demuestran. La agresión fue antes de la final, cuando el equipo se dirigía al estadio Atanasio Girardot y, afortunadamente, no dejó heridos, pero sí secuelas.

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
6

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

30

sep

2013

¿Y la violencia de los dirigentes? #NoNosCallarán

Estamos en un momento histórico: por primera vez toda la sociedad colombiana, incluyendo a los propios hinchas, está pensando en una lucha de frente contra la violencia de las barras bravas del fútbol. Lamentablemente, hay dirigentes con gestos que parecen no entender que esto es de todos, no sólo del barrista y la Policía.

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
8

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

19

jul

2013

Ser hincha en Colombia, o la dinámica de lo absurdo

Escenario 1:

“¡Qué vergüenza ser hinchas de Nacional si son bogotanos!”. Así, con más  insultos y groserías que no quiero reproducir, miles de mensajes en redes sociales criticaban a los hinchas verdolagas nacidos en la capital que, según los autores del insulto, tendrían que ser seguidores de Millonarios y Santa Fe sólo por haber nacido 2.600 metros más cerca de las estrellas.

No pasa sólo con Nacional. América tiene una cuota grande de hinchas en Bogotá que también son criticados por muchos conciudadanos, y a los bogotanos hijos de padres costeños, santadereanos, pastusos o de cualquier otra región (y son millones), estos radicales ultrabogotanos también los miran feíto, aunque les aguantan que le vayan a Junior, Once Caldas, Cali, Bucaramanga o el que sea, sólo porque  sus familias “no son de acá”.

Y ojo; no pasa sólo en Bogotá. Ser costeño y no ser del Junior es considerado traición, un paisa hincha de Millonarios siempre es ridiculizado por sus coterráneos verdolagas o rojos, un vallecaucano que quiera al Pereira es objeto de burla, y así, en cada ciudad, con la región que quieran. ¿No hay cada tanto actos violentos en Manizales entre caldenses que son del Once y caldenses que le van al América? Lo mismo pasa en Ibagué, en Cúcuta, en Bucaramanga…

Es curioso, mucho, porque según esa lógica es una vergüenza, una traición, un absurdo insoportable ser hincha de un equipo que no es de tu tierra pero, ¡oh sorpresa!, cuando uno mira las cuentas de la gran mayoría de los que insultan a sus coterráneos “traidores” descubre que son hinchas de River Plate, de Chelsea, del Barcelona, del Real Madrid, de Boca Juniors… Es más, no hace mucho me tocó presenciar peleas a puño entre “hinchas” del Real y el Barcelona que, curiosamente, no tenían acento castellano y hablaban catalán, sino que decían “juepucha” y usaban la muletilla “huevón” como buenos colombianos.

Entonces: ¿está bien ser hincha de un equipo del exterior pero está mal ser hincha del equipo de otra ciudad colombiana?

Ah, bueno…

Escenario 2:

Tras ganar la estrella 12 y en medio de su algarabía, el responsable de redes sociales de la barra Los del Sur de Nacional envió un mensaje absolutamente delicioso que circuló en Twitter y Facebook: “Este título es de los paisas, de los verdaderos y únicos verdes…valen culo los rolos, costeños, caleños, tolimenses, cucuteños, pastusos, huilenses, boyacos, todos putos disque (sic) hinchas de nacional (sic) esos no pertenecen a esa hinchada, amargos, faltos de identidad y amor a su tierra. El verde es paisa y nada más”.

Muchos señalaron que el mensaje era falso, pero la idea es sostenida y defendida por miles. Reforzando la escena uno, pero desde el otro lado, parece que sí, efectivamente es absurdo que alguien de otra ciudad sea hincha de tu equipo… Curioso.

Los clubes grandes del mundo se vanaglorian de tener hinchadas en todas partes y lo que hacen es promover el crecimiento del nombre de su marca más allá de sus fronteras. Todas las semanas vemos cómo Manchester United cautiva en Asia, cómo Barcelona busca crecer en seguidores en Brasil, cómo Real Madrid, Porto, Liverpool, Arsenal y un largo etcétera viajan por todo el planeta tratando de ganar hinchas que hagan crecer su nombre, su fama, su gloria, pero no, en Colombia los hinchas creen que el que personas de otras tierras sean seguidores de tu equipo es un absurdo, aunque ojo, muchos barras se vanaglorian de que sus colegas de otras fronteras le van a su equipo, argentinos particularmente, por una especie de hermandad inventada.

Mejor dicho, ¿está bien que un extranjero sea hincha de tu equipo porque eso demuestra la grandeza de tu camiseta, pero es una vergüenza que alguien de otra región de tu país sienta tus colores como propios?

Ah, bueno…

Escenario 3:

Bogotá, tantas veces vilipendiada, tantas veces insultada, tan odiada por culpa de ese proceso histórico de la Constitución del 86 que hizo que todo dependiera de la capital y dejó en el olvido a las regiones (¿cómo vas a tener una buena imagen de Bogotá si durante cien años el alcalde de tu pueblo era nombrado por un decreto firmado en la lejana ciudad en donde iban a darle el puesto a un burócrata X?), se convirtió precisamente gracia a eso en la ciudad de todos.

Millones de colombianos se vinieron a Bogotá escapando de la violencia, buscando oportunidades y aún hoy tenemos en nuestras universidades una enorme cuota de jóvenes paisas, costeños, vallecaucanos, boyacenses, tolimenses y demás que encuentran que, por culpa de ese proceso histórico centralista, es mejor educarse y buscar trabajo en la capital.

La gran mayoría de bogotanos actuales son hijos de “inmigrantes regionales”, disfrutan desayunar con el tamal de la región en que nació su mamá y comer la arepa de la región de su papá les trae recuerdos de infancia y, además, son nacidos orgullosamente en Bogotá y se asumen como bogotanos: critican al alcalde de turno, insultan a los Nule, evitan botar basura en la calle…

Sin embargo, en la final entre Santa Fe y Nacional vimos una muestra de xenofobia tan poco digna de la ciudad capital de un país que pretende ser moderno, que no puedo más que señalarla como una vergüenza. Sí, es vergonzozo el trato que nos están dando a los bogotanos en Medellín desde hace rato, en donde prohibieron la entrada de hinchas de Millonarios y Santa Fe, lo que habla terriblemente mal de la capacidad de la administración local para manejar la seguridad de un partido de fútbol; pero creo que es peor que Bogotá, la ciudad de todos, la que está llena de bogotanos hijos de alguien de otra región, nietos de alguien de otra región, esposos y esposas de alguien de otra región, le cierre las puertas a los demás.

Si algo ha caracterizado históricamente a Bogotá es ser una ciudad de puertas abiertas con los inmigrantes, y eso que pasó el miércoles en algunas tribunas del Campín, en las que por orden de Santa Fe se podía “expulsar del estadio” a alguien del que se sospechase que no era hincha del rojo, es lamentable.

Si el fútbol empieza a segregar en los escenarios más libres que tiene el país, los únicos en los que de verdad uno puede decir lo que quiera, como son los estadios, nuestra sociedad definitivamente está condenada al fracaso. Cerremos entonces puertas y fronteras y quedémonos como unos endogámicos que sólo aceptamos lo que nació a seis cuadras de nuestra casa… ¡a menos, claro, que sea el Barcelona, el Real Madrid, el Manchester United, el Chelsea y por TV!

Ah, bueno…

En Twitter: @PinoCalad

Categoria
Gol Caracol

comentarios
11

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

24

jun

2013

La venganza es un plato que en la Dimayor se sirve caliente

“Traidor”. Así, con más o menos odio, con miradas de reproche, con señalamientos directos sobre cómo ”está perjudicando a todos” fue como recibió la Asamblea de Dimayor de este lunes 24 de junio a Felipe Gaitán, presidente de Millonarios. La semana pasada se los dije, al club y al jugador les iban a cobrar el que Yhonny Ramírez le ganara a la Federación Colombiana de Fútbol una tutela que va a cambiar la historia de las contrataciones en nuestro campeonato, y todo comenzó hoy, muy temprano, en la reunión de los “afectados”: los dirigentes, a los que se les va acabando la hora de tratar a los equipos de fútbol como si fueran fincas y a sus futbolistas como si fueran marranos.

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
20

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

20

jun

2013

Yhonny Ramírez: la batalla legal que puede cambiar la historia de nuestro fútbol

Es curioso, pero el documento emitido en un Juzgado de Bogotá (el 13 civil municipal, para ser más exactos), uno más de los miles que se generan en este caótico sistema judicial nuestro, puede cambiar para siempre la historia del fútbol colombiano (VEA ACÁ LA SENTENCIA).

El juez respectivo falló una tutela interpuesta por Yhonny Ramírez en contra de la Federación Colombia de Fútbol y la Dimayor, y dictaminó que ningún tribunal privado (en este caso la Comisión del Estatuto del Jugador de la Federación), puede decidir sobre el futuro laboral  de un futbolista. Por supuesto, falta el recurso de apelación de Bedoya, Jesurún y compañía, pero lo que está pasando significa, palabras más, palabras menos, que ningún club en Colombia (y mucho menos la Dimayor) podrán volver a ‘matonear’ a los jugadores con sus contratos leoninos o vetos. Se está dictando jurisprudencia; gente: se está haciendo historia.

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
25

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

22

abr

2013

Breve diccionario Fútbol-Español (tercera edición)

Todo comenzó hace años en el ya desaparecido Diario Deportivo cuando, en un humilde intento por explicarle a los lectores a qué carajos se referían ciertos comentaristas cuando decían “andarivel izquierdo”, empecé a hacer “traducciones” del español hablado en ciertas transmisiones de fútbol a esa lengua que a nosotros supuestamente nos enseñaron en la casa y el colegio. Una versión ampliada la publicamos tiempo después en Fútbol Total con Nicolás Samper y, ya que estamos en Feria del Libro y én la víspera del Día del Idioma, retomo la idea.

Si usted es de los que no entiende de qué le hablan cuando le hablan de fútbol en Colombia, acá está su diccionario:

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
78

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google

10

abr

2013

Violenta agresión de un policía a un hincha de Millonarios

Yo quería escribir sobre el absurdo de que por segunda fecha consecutiva Patriotas tuviera problemas con la numeración de sus camisetas. En la anterior, en una Dimayorada de marca mayor, ‘Ringo’ Amaya jugó el primer tiempo con la 6 y el segundo con la 9 y nadie se dio cuenta; en esta afortunadamente el juez sí se dio cuenta de que Alejandro González y Luis Murillo iban a arrancar el partido con el número 20, y al utilero de Patriotas le tocó hacer la del barrio y buscar cinta aislante para armar un 26 en la camiseta de González.

Categoria
General, Gol Caracol

comentarios
35

ranking

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos
Loading ... Loading ...
Recommend on Google